Oración de fe: Más que una plegaria, un regalo de vida

Si aún no has recibido a Cristo en tu corazón, te compartimos esta preciosa oración de fe. Para que le abras tu corazón y aceptes al Señor como tu único y suficiente Salvador.

oracion-de-fe-2

Oración de fe

La doctrina cristiana se fundamenta en la fe del mensaje de salvación en Cristo Jesús. En este sentido podemos encontrar varios versículos que hablan de la necesidad de proclamar una oración de fe, en la Biblia.

Uno de estos versos de gran contenido doctrinal cristiano es el de la carta a los hebreos, que nos dice que sin fe es imposible agradar a Dios:

Hebreos 11:6 (RVA-2015): Y sin fe es imposible agradar a Dios, porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que él existe y que es galardonador de los que le buscan.

De manera que toda aquella persona que decida abrazar la fe en Cristo Jesús debe hacer una oración confesándolo a Él como su Señor y Salvador. Si bien esta oración no tiene que ser una en específico, sea cual sea la que se haga debe por lo menos contener cuatro aspectos, a saber:

  • Confección voluntaria de pecados, en la presencia de Dios.
  • El reconocimiento de la culpa y la necesidad de la gracia de Dios para salvación.
  • Reconocer que la salvación proviene del sacrificio de Cristo en la cruz.
  • Aceptar voluntariamente a Cristo como suficiente y único salvador personal.

La oración cristiana

Si aún no has recibido a Cristo en tu corazón, te invitamos a hacer la siguiente oración de fe y esperanza. De forma que le abras voluntariamente tu corazón y aceptes al Señor como tu único y suficiente Salvador:

oracion-de-fe-3

Mi Dios todopoderoso, hoy te reconozco como mi Padre y creador de todo lo que existe en cielo y tierra.

Reconozco también delante de tu presencia que he pecado contra ti Señor.

Dios mío en tu presencia reconozco que haciendo lo malo te he fallado.

Porque no he vivido mi vida conforme a tu voluntad y a tus mandamientos.

Padre en eta hora y en el nombre de Jesucristo te pido perdón por mi rebelión.

Perdona oh Señor todos mis pecados, los que esté consciente y los que haya cometido de forma inconsciente también.

Señor hoy te pido que tomes mi vida y entres en mi corazón para habitar en él y que nunca te separes de mí.

Hoy Jesús te recibo como mi único Señor y suficiente Salvador.

Creo y reconozco que moriste en mi lugar en la cruz del calvario y solo por tu gracia soy salvo.

Señor te reconozco como mi Dios vivo y que estas sentado en el trono celestial de donde reinas junto a Dios Padre.

Señor Jesús transformarme, lávame y límpiame con tu preciosa sangre; escribe mi nombre en el libro de la vida.

Dios séllame con tu Santo Espíritu desde hoy y para siempre

Gracias Señor ¡Amén!

Sigue con estas oraciones cristianas que eliminan sus temores, así como hacer agradecimiento a Dios, por sus promesas bíblicas que traen bendición a tu vida.

Deja un comentario